Agencia de Noticias Independiente

El linchamiento de un asaltante en Ecatepec, una muestra más de que el Estado de México próspero y seguro de Peña Nieto no existe

Justicia  por propia mano en Xalostoc, un malestar colectivo por exceso de realidad

Juan Pablo García Vallejo

Ecatepec, México.- El ambiente de deshumanización propio de las sociedades distópicas se agudizo  esta semana en el poblado ecatepense de San Pedro Xalostoc, Ecatepec, cuando vecinos enardecidos lincharon en la plaza central a un delincuente que había asaltado a una pareja momentos antes. Pero la violencia  poco a poco fue creciendo, involucrando a más gentes hasta llegar a un linchamiento  masivo que es muestra de grandes sentimientos de odio, prepotencia,  y que dio paso a un enfrentamiento con los policías municipales y de la  Agencia de Seguridad Estatal (ASE), para rescatar delincuente  detenido y golpeado que falleció en el lugar.

La imagen el Estado de México como un estado próspero y seguro sólo queda en el pensamiento nostálgico y en las fotografías prefabricadas y difundidas por el gobierno de Peña Nieto, porque ya en el siglo XXI, con una gran sobrepoblación que demanda muchos servicios sociales y el atraso histórico en la dotación  estos  hacen de los asentamientos periféricos un completo campo de batalla donde gana el más fuerte, el muchos casos la delincuencia organizada, y en casos esporádicos se manifiesta la justicia colectiva por la propia multitud que tiene un inmenso malestar contra la inseguridad y la policías y que llega a la violencia extrema y construye verdaderas expresiones de barbarie.

A los gritos de auxilio para ayudar a las pareja y detener los asaltantes se continuó con la aprehensión de uno de  ellos, conducirlo a la plaza principal del poblado  donde fue golpeado constantemente y posteriormente para convocar a los vecinos, que se encontraban tranquilamente en sus casas, se recurrió al tradicional toque de campanas que llama a una alerta social, medio de comunicación  pueblerino despreciado por los nuevos pobladores, que solo lo consideran como llamadas a misa, pero esto fue el inicio de una fiesta de odio colectivo contra el delincuente.

La periferia de los municipios conurbados de las grandes ciudades sólo es importante cuando se queman coches, afirmaba un estudioso francés, y con el episodio de Fuenteovejuna en San Pedro Xalostoc  y el incendio y destrucción de tres patrullas se comprueba una vez más. Pues es ahí donde se concentran grandes cantidades de población donde se multiplican los problemas sociales de inseguridad, falta de oportunidades, es el escenario propio o adecuado para incubar actos delincuenciales múltiples, en intensidad y daño, los psicólogos dicen que los pensamientos desesperados conducen a actos desesperados, como los asaltos para sobrevivir aunque causen daños a terceros.

Los linchamientos tienen su metodología trágica para presentarse: escoger a un chivo expiatorio, un extraño, un extranjero, un delincuente para castigarlo sin clemencia ni juicio alguno por parte de sus verdugos populares y fomentar un sentimiento de prepotencia entre la muchedumbre anónima participante.

Este caso, será desgraciadamente uno más que se agreguen a los sucedidos en años anteriores por los cuales se instituyó un premio de investigación  académica de estas experiencias colectivas extremas y queda nada más como consuelo social, porque en la práctica no se disminuye la delincuencia ni mucho menos se termina la ineficacia policiaca.

La policía a pesar de contar con muchos recursos de comunicación y vigilancia no pudo hacer nada para que se consumara el linchamiento, y como venganza, no hay otra forma de decirlo, invadieron las calles del centro de San Pedro para intentar controlar a los iracundos vecinos, de los cuales sólo algunos fueron detenidos.

El linchamiento de Xalostoc dará mucho de  que hablar y constata que nadie, ni delincuentes, ni vecinos ni políticos famosos estamos a salvo en este Estado de México que tiene el primer lugar en ser terreno propicio para sembrar el terror y el miedo colectivo aunque gasten millones en prefabricar un Estado que no existe.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: